Si tenés sólo algunos segundos, leé este resumen:

  • La Constitución provincial establece que se debe tener 5 años de residencia en la Provincia, requisito que muchos no cumplen.
  • El precandidato de Unidad Ciudadana asegura haber vivido en el municipio de Merlo.
  • Los antecedentes del juez Sergio Torres y del ex gobernador Daniel Scioli.

¿Qué comparten el hoy juez provincial Sergio Torres, el procurador Julio Conte Grand, el precandidato de Unidad Ciudadana Axel Kicillof y el ex gobernador del Frente para la Victoria, Daniel Scioli? Todos tuvieron problemas para probar que cumplían con uno de los requisitos constitucionales para postularse a un cargo público en la principal provincia del país: el de contar con un mínimo de años de residencia en el territorio bonaerense.

¿Y qué hizo la Justicia de la Provincia de Buenos Aires? En varias ocasiones, desde 1983 hasta hoy, la Suprema Corte provincial señaló en sus fallos que el requisito planteado por la Constitución local no es determinante, y habilitó “métodos alternativos” para probar que un candidato vivió en la Provincia. A continuación, un repaso por los argumentos que dio la Justicia bonaerense:

El caso Kicillof

Una nota publicada por el portal El Disenso, que fue compartida más de 2 mil veces en Facebook y tuvo mil comentarios, asegura que Kicillof no puede ser candidato a gobernador de la Provincia porque no cumple con uno de los requisitos: tener cinco años de residencia en el territorio bonaerense. El tema también circuló por Twitter, donde ciertos tuits tuvieron más de 300 retuits, junto a frases como: “Kicillof tiene menos de 5 años de residencia en la Pcia y no puede ser Candidato a Gobernador porque nació en CABA. Por favor hagamos valer las LEYES. Que no jueguen más con nosotros” (sic).

Efectivamente, la Constitución de la Provincia de Buenos Aires dice, en su artículo 121, que quien quiera ser elegido gobernador o vicegobernador debe cumplir estos tres requisitos: “Haber nacido en territorio argentino o ser hijo de ciudadano nativo, si hubiese nacido en país extranjero; tener 30 años de edad; 5 años de domicilio en la Provincia con ejercicio de ciudadanía no interrumpida, si no hubiese nacido en ella”.

Kicillof vive en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires (como se puede ver en este fallo judicial donde informa su domicilio) y votó allí en 2015 y 2017, según el Registro de Infractores de la Justicia Nacional Electoral, donde se constata que el actual diputado nacional cumplió con su deber cívico.

Según sus voceros, el precandidato de Unidad Ciudadana tiene los 5 años de residencia en el Provincia de Buenos Aires, pero no son recientes sino que los cumplió en su infancia. “De chico vivió y su familia fue propietaria de una vivienda en Merlo”, explicaron a Reverso. En una entrevista publicada por el diario Tiempo Argentino, Kicillof detalló: “Siempre fui ahí (…). Después murió mi padre y yo heredé una parte de esa propiedad”. En el mencionado artículo 121 de la Constitución, no se indica que los cinco años de domicilio en la provincia deban ser actuales.

El apoderado del Partido Justicialista (PJ), Jorge Landau, dijo a este medio: “Kicillof tiene todos los elementos para ser precandidato”. Ante el pedido de documentos que lo acreditaran, indicó que los presentará este 22 de junio, día en que se vence el plazo para la presentación de listas de precandidatos. Luego, agregó que “la visión de la Justicia de la provincia fue siempre amplia y no restrictiva”.

Torres, nuevo juez con domicilio controvertido

¿Qué pasó en otros casos? La Suprema Corte bonaerense designó en mayo último (ver acá) como juez de ese tribunal a Sergio Torres, que dejó la Justicia federal porteña para pasar a la provincial, y a quien la gobernadora, María Eugenia Vidal, había propuesto para ocupar ese lugar. Esta designación despertó controversia.

En esa decisión, el máximo tribunal de Justicia a nivel provincial aceptó por mayoría como válida una dirección donde Torres dijo vivir. Sin embargo, para confirmarlo, la Corte no necesitó ningún comprobante de un servicio vigente (luz, gas, agua); sólo alcanzó con dos testigos que no eran vecinos y afirmaron que el juez vivía ahí.

Uno de los requisitos para ser juez de la Suprema Corte bonaerense es tener dos años de residencia inmediata en la provincia. La dirección que Torres consignó fue en el partido de Tigre. Pero el ex juez y ahora precandidato a intendente de La Plata por Unidad Ciudadana, Luis Arias, presentó una denuncia donde explica que el edificio que está ubicado en esa dirección estaba en construcción. En julio de 2017, en efecto, en esa dirección había un edificio que no estaba terminado, como se puede ver en el Google Street View.

La denuncia de Arias fue desestimada por la fiscal Ana Medina y finalmente la Suprema Corte designó por 4 a 2 a Torres como juez del máximo tribunal. Los votos en contra fueron de Julio Pettigiani y del presidente del Tribunal, Eduardo De Lázzari, quien argumentó: “Parece desprenderse de los votos con los que disiento que, en última instancia, a esta altura como no es tan importante el requisito de residir en la Provincia de Buenos Aires, la circunstancial invocación de una residencia que se exhibe como dudosa pasa a conformar cuestión secundaria, en todo caso abstracta o finalmente irrelevante”. Y, además, dijo que “semejante conclusión es inaceptable”.

¿Por qué Scioli pudo ser candidato?

Existen antecedentes también que no sólo alcanzan a jueces provinciales sino también a políticos. En 2007, por ejemplo, los apoderados de cinco partidos opositores impugnaron la candidatura a gobernador del entonces vicepresidente de la Nación, Daniel Scioli, al considerar que no cumplía con el requisito de 5 años de residencia en la Provincia de Buenos Aires. Scioli argumentaba, en cambio, que contaba con 13 años de residencia en Ramos Mejía, en el municipio de Morón.

El caso llegó también a la Corte provincial. En octubre de 2007, el máximo tribunal falló por unanimidad que Scioli podía ser candidato y los argumentos confirman la irrelevancia que la Justicia le dio hasta ahora a la residencia.

La jueza Hilda Kogan argumentó que la ley se estaba aplicando ya que, por ser vicepresidente de la Nación, Scioli conocía la Provincia de Buenos Aires porque Argentina es un país federal. En la misma línea, Pettigiani indicó que la Constitución provincial de 1873 buscaba con el requisito de la residencia que los candidatos a gobernador conocieran el territorio y que, con los cambios demográficos, de transporte y de tecnología ocurridos desde ese momento, este punto no era tan necesario.

De Lázzari -a diferencia de lo que votó en el caso Torres- le restó importancia al lugar donde residía Scioli y dijo: “Si el señor Scioli ha concretado su condición de ciudadano, en el lapso estipulado, dentro del país ‑sobre lo que no hay controversia‑, el título que en tal carácter inviste es válido para todas y cada una de las provincias argentinas”. Juan Carlos Hitters dijo que el candidato había vivido entre 1963 y 1975 (es decir, desde los 6 hasta los 18 años de edad) en la Provincia en base a documentos presentados por Scioli, que el fallo no detalla. Este juez ya no es parte de la Corte.

De esos siete jueces, hoy quedan cuatro (Kogan, Pettigiani, De Lázzari y Negri). El quinto es Sergio Torres, que recientemente fue beneficiado por la misma Corte Suprema que mostró la misma “flexibilidad” en otros casos sobre el requisito de residencia para ser precandidato a gobernador.


Esta nota es parte de Reverso, el proyecto periodístico colaborativo que une a más de 100 medios y empresas de tecnología para intensificar la lucha contra la desinformación durante la campaña.
Las vías de contacto para sumarse son:

por mail a [email protected]
por WhatsApp (ReversoAr.com/whatsapp)
y /ReversoAr en todas las redes

Avatar
Autores

Escribir un comentario.